Los arcanos mayores son un total de 22 cartas que pertenecen al tarot y cada uno de ellos tienen un significado trascendente en las tiradas. Arcano significa gran secreto, por lo que sus interpretaciones traen consigo el resolver los misterios que tienen ocultos.

Los arcanos mayores son un grupo de cartas sumamente representativas del tarot, las cuales en cada mazo vienen indicadas con los números romanos y una figura ilustrativa dependiendo su significado.

El tarot es el método de adivinar y leer el futuro más antiguo del mundo, siendo los arcanos mayores parte esencial de él.

Son un total de 22 naipes que generalmente definen el rumbo de cada una de las tiradas, teniendo mucho más peso y significados que los arcanos menores.

Los arcanos mayores están fuertemente vinculados con el resto de las demás disciplinas esotéricas existentes en el universo, tales como la Cábala, la Alquimia y la Astrología.

Detrás de estas cartas se encuentran los principios fundamentales del hombre y sus diferentes relaciones afectivas, de poder, existenciales, etc.

El término “arcano” significa secretos muy reservados y eso es lo que son cada uno de los arcanos mayores, los encargados de descifrar lo indescifrable, quienes marcan un camino a seguir a través de la energía divina.

La energía que traen los arcanos mayores no hacen más que sacar a la luz los misterios más ocultos, ya que el hombre tiene un sinfín de misterios por resolver y cada una de las cartas resuelve uno o varios con su significado.

El tarot y los arcanos mayores

Hay que tener en cuenta que cada una de las cartas son interpretativas, y que la combinación de ellas también los son por lo que se debe confiar la tirada de tarot a un tarotista experiente para obtener resultados precisos.

Las cartas de tarot y los arcanos mayores

0 – El Loco (Dionisio – Baco, Parsifal)
I – El Mago (Hermes, Thot)
II – La Papisa (Perséfone, Isis con velo)
III – La Emperatriz (Deméter, Isis sin velo)
IV – El Emperador (Zeus, Urano)
V – El Papa o el Sumo Sacerdote (Quirón, San Pedro)
VI – El Enamorado (Príncipe París, Eros y Psique)
VII – El Carro (Ares, Helios – Apolo)
VIII – La Justicia (Atenea, Themis, Maat)
IX – El Ermitaño (Cronos – Saturno, Diógenes)
X – La Rueda de la Fortuna (Las 3 Moiras)
XI – La Fuerza (Hércules, Sansón y el león)
XII – El Colgado (Prometeo, Odín)
XIII – La Muerte (Hades, Shiva)
XIV – La Templanza (Iris, Idra)
XV – El Diablo (Pan, Bafomet)
XVII – La Estrella (Pandora, Pléyades)
XVIII – La Luna (Hécate, Cancerbero, Selene)
XIX – El Sol (Apolo, Osiris triunfante, Cástor y Pólux)
XX – El Juicio (Hermas Psicopompo)
XXI – El Mundo (Hermafrodita)